RELATOS DEL PODER

Hasta Gerardo Sánchez pudo irse con Morena

Era uno u otro: Gerardo Sánchez o Miguel Ángel Chico. Uno iba a ser el candidato del PRI a la gubernatura de Guanajuato y el otro se iba a ir a Morena. El PRI Nacional decidió que Gerardo Sánchez era el candidato y, como consecuencia, el senador Miguel Ángel Chico se fue a Morena.

Era inevitable la ruptura. Así como está el escenario político con Morena en primer lugar en las preferencias electorales a nivel nacional y el PRI en tercero, es muy fácil que los políticos quieran irse a un territorio seguro y tentador.

En realidad, Meade quería a Romero Hicks como candidato en Guanajuato, pero no pudo designarlo por el riesgo que implicaba la salida de Sánchez

Si hubieran tomado otra decisión, Gerardo Sánchez era el que se iba a ir a Morena. La amenaza y la presión hoy día es: Morena. Hay certeza de que Gerardo Sánchez tenía conversaciones con operadores de Andrés Manuel López Obrador para irse con ellos, en caso de no ser el candidato del PRI en Guanajuato. Por lo mismo, Enrique Ochoa y compañía decidieron nombrarlo candidato y así evitar una fuga masiva de militantes de la CNC en el Estado.

En realidad, José Antonio Meade quería a José Luis Romero Hicks como candidato en Guanajuato –era mucho más atractivo para los electores–, pero no pudo designarlo por el riesgo que implicaba la salida de Gerardo Sánchez. A final de cuentas, el PRI ha salido de cualquier forma muy lastimado en Guanajuato.

La diputada irapuatense Irma Leticia González, que quería ser diputada federal, ya dejó el tricolor y se fue a Morena.  El ex dirigente del PRI en San Miguel de Allende, Ricardo Ferro, renunció al tricolor y también está en negociaciones con Morena. Y ahora, el senador Miguel Ángel Chico ya se fue con Andrés Manuel López Obrador.

La lógica es: se está hundiendo el barco tricolor así que súbanse al barco de Andrés Manuel López Obrador que trae una inercia ganadora

Morena está resquebrajando al PRI. Su estrategia de aceptar a todos los priistas es muy efectiva y atractiva. Ya lo dijo la virtual candidata a la gubernatura de Guanajuato, Antares Vázquez: todos los priistas son bienvenidos.

La lógica es: se está hundiendo el barco tricolor, así que súbanse al barco de Andrés Manuel, que trae inercia ganadora. Es mucha la tentación. Sobre todo para los que han sido descartados de las candidaturas del PRI. Morena está en un momento crucial en la elección: ha creado la percepción de que va arriba y que es inalcanzable. Y entonces ahora trata de desarmar a los opositores, quitándoles a liderazgos mediáticos como Miguel Ángel Chico.

Lo mismo tratan de hacer con Ricardo Sheffield, en el PAN. Sheffield no tiene ni votos, ni respaldo, para ser candidato a alcalde de León, y entonces su única salida es llevar su caso a los tribunales o irse a Morena. Aurelio Martínez dijo hace días que hay pláticas entre Sheffield y Morena, aunque Antares Vázquez dijo que todavía no. Así que nadie se asombre si la siguiente contratación de Morena en Guanajuato es nada más y nada menos que Ricardo Sheffield.

  • Twitter: pccarrillo
  • Correo: deochonews@gmail.com
Tags
Mostrar más

Pablo César Carrillo

Periodista de estos tiempos.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Adblock detectado

Por favor, considera apoyarnos mediante la desactivación de tu bloqueador de anuncios