RELATOS DEL PODER

Predicciones del 2022 que envidiaría Mhoni Vidente

Feliz Año Nuevo. Próspero Año Nuevo. Dinero y salud para todos. ¡Feliz 2022! Son los sinceros deseos de los mexicanos en estos días. Pero los deseos no son certezas, ni realidades, ni siquiera predicciones

México no será potencia mundial.

Es lo primero que podemos adivinar, aunque los brujos y videntes no quieran verlo.

México tampoco tendrá cuarta transformación. Ni en el 2022, ni en el 2024, aunque algunos quieran decir que sí.

El trabajo de adivino no requiere mucha ciencia. Solo hay que tener sentido común. No bajará el precio de la gasolina. No bajará el número de pobres. No parará la inflación de la canasta básica. No aumentarán los sueldos. No se acabará la corrupción. No mejorará el Gobierno. No bajará el precio del gas. No habrá crecimiento económico.

México seguirá siendo el mismo México de las últimas décadas. No legalizarán la migración a Estados Unidos. No acabaremos con el narcotráfico. No capturaremos a los grandes capos. No disminuiremos el analfabetismo. No pararemos la deserción escolar. No haremos nada para prevenir el cambio climático. No frenaremos la explotación de los bosques. No habrá justicia social.

La Revolución no hará justicia a nadie. No transformaremos casi nada. No aumentaremos el nivel educativo. No mejoraremos la calidad de vida. No ganaremos medallas en los juegos mundiales. Ni pasaremos al quinto partido en el Mundial de Fútbol.

Vivimos de promesas que cada año nunca se cumplen. Vivimos de ilusiones y de sueños que nunca tienen un proyecto serio que nos permita creer que sí se cumplirán algún día, en el 2022 o en el 2030.

Por lo mismo, es también muy fácil pronosticar lo que sí sucederá en el año que comienza.

Sí habrá una guerra intestina en Morena por la sucesión presidencial. Sí habrá descontrol en la oposición que no tiene rumbo. Sí seguiremos con problemas en la economía. Sí seguirán pareciendo agujeros en el Gobierno Federal. Sí seguirán los políticos y diputados peleando por sus intereses. Sí seguiremos haciendo filas para limosnear las vacunas. Sí seguiremos sufriendo en el IMSS para conseguir medicinas. Sí seguirá el pueblo siendo ignorado y aplastado. Sí habrá ingenuos mexicanos que les sigan creyendo. Sí seguiremos rezando para que algo mejore. Y sí seguiremos siendo un país de tercer mundo porque no hacemos nada para mejorarlo.

Feliz Año Nuevo. Próspero Año Nuevo. Dinero y salud para todos. ¡Feliz 2022! Son los sinceros deseos de los mexicanos en estos días. Pero los deseos no son certezas, ni realidades, ni siquiera predicciones.

¡Feliz Año!

Dios nos agarre vacunados.

 

 

Mostrar más

Pablo César Carrillo

Periodista de estos tiempos.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Nuestro website es posible gracias a la publicidad en línea. Por favor considera el apoyarnos deshabilitando tu bloqueador de anuncios en nuestro sitio.